jueves, 12 de noviembre de 2015

Tango Horacio Rodriguez Argentina


Tango:

Los orígenes Los abuelos (Andrea Rita y Jesús) España 1915. Granja de Torrehermosa, Extremadura. En este pueblo, vecino al conocido Fuenteovejuna, una tarde de Mayo, el joven “boticario” (y guitarrista) del lugar, rumbo a su botica (farmacia) camina por la Calle Real. Al pasar por el Nº 8 de esa calle, escucha acordes de piano. Se enamora de esos acordes (y de la muchacha que lo ejecutaba). Así comienza la historia de quienes serán sus abuelos. Un “detalle”: el tema que en ese momento interpretaba la joven era El Choclo. Los padres (Aída y Joaquín Alejandro) Joaquín, tejedor de profesión, practicaba su tango con los amigos del barrio. Algunos de ellos: “el Negro Petróleo”, “Finito”, “el Negro Lavandina”, todos integrantes de la barra de amigos de Jonte y Segurola y otras esquinas de los barrios de Villa Devoto, Flores y Paternal han sido luego verdaderas “palabras mayores” para los maestros posteriores (J C Copes, Virulazo, etc). Entre las anécdotas que su padre Joaquín recordaba, se encuentra aquella cuando junto al “Negro Petróleo”, dibujaban con carbón en el empedrado bajo el farol de la esquina, ciertos pasos y sus variantes, posición de “por donde entraba la mina”, etc. Otra “casualidad” en la historia de Horacio Rodriguez: como antes sus abuelos, también sus padres se conocen a través de la melodía de un piano. Un joven Joaquín asiste al concierto de piano que una avanzada ejecutante (Aída Adelardi) ofrecía en el principal conservatorio de música del barrio de Flores. Así se conocen quienes serán sus padres. Alguna escena primera Dice Horacio Rodriguez: “Tenía 3 años de edad y mi “viejo” me subía sobre sus pies desplazándose él (y yo en sus pies subido) al compás del tango que se escucharía en ese momento en la radio”. No es exagerado decir entonces, que aprendió a bailar tango al mismo tiempo que a caminar”. Conclusión: Horacio no llega al tango desde ninguna otra danza ni su baile tiene una fecha de inicio. No llega al tango pues nació y es parte de una historia donde el tango es un elemento fundacional. Ya adulto (egresado de la Facultad de Ciencias Económicas de la U.B.A. en 1979) la necesidad de hacer “algo más” que asesorías contables o impositivas en un momento se tornó impostergable. Es en esa etapa de “re-conocimiento”, de “re-ver” sus raíces, orígenes, de donde venía y quien era, cuando comienza a desarrollar más activamente su relación con el tango y su baile. Así entonces, desde hace años ya, se dedica en forma irrenunciable y plena a estudiar, investigar, practicar y transmitir desde la enseñanza, que significa bailar la emoción esencial que despierta el tango para conmovernos a su vez con esta vivencia. Esta actividad, en su caso, se ha convertido en un compromiso vital. Se trata, según sus propias palabras, de la conciente decisión de aceptar tácitos “mandatos” previos: bailar y difundir un tango profundo. Actividad docente Desde 1995 dicta clases privadas (individuales, parejas o grupos reducidos) y en algunos períodos brinda además clases abiertas, a saber: 2000-2001 : Colaboraciones y reemplazos a maestros varios. 2001-2002 : Sala Dandi (colaboraciones con la señora Stella Barba). 2002-2004: Club Español de Bs.As. (Barrio de Montserrat) Club Salvavidas (Barrio de Palermo). Clases grupales compartidas con la señora María Telma. 2005-2006: Club de Leones de Buenos Aires (sede Bartolomé Mitre) Pigmalión Casa de Tango. Clases grupales compartidas con la señora Alicia Pons. 2007 a la fecha: clases privadas exclusivamente. Alumnos locales y extranjeros. Algunos profesores del medio local y extranjero asisten a sus clases de investigación y/o perfeccionamiento. Producción intelectual Se encuentran en proceso de edición dos trabajos: Un manual exclusivamente técnico y una producción audio visual conteniendo ejercitación y práctica de movimientos, pasos y secuencias predeterminadas, así como la información necesaria para la libre re-creación e improvisación por parte de cada interesado. 

Sitios Web Relacionados :
Rosa Gracia Administradora

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada